martes, 18 de enero de 2011

Amor y otras drogas.

Comencemos por una crítica de una película actual, poco a poco iré colgando algunas que ya tengo de otras películas y que fueron realizadas en el tiempo en el que estuve ausente. Quiero invitaros a esta página en la que llevo mucho tiempo, es de cine y es muy famosa, así que por si acaso no la conocéis es esta: http://www.filmaffinity.com/es/main.html .
Tengo el placer de ser validadora de críticas y de este modo ayudo a administrar un poco la página y me siento muy orgullosa, es la mejor página que he encontrado hasta ahora.























"Amor y otras drogas" no es una película propiamente romántica, al principio se nos muestra a un Jake Gyllenhaan encantador, con mucho desparpajo y muy gracioso, la película tiene partes cómicas muy buenas que te harán sacar una sonrisa o una carcajada (depende de la persona), después un romance entre los dos protagonistas, la dulzura de esta pareja está al borde de transpasar la pantalla, tienen mucho feeling y eso se nota, pero tarde o temprano acaba llegando el drama, y este llega a causa de la enfermedad degenerativa que sufre el personaje de Anne Hathaway.



















Puede parecer que es de estas películas que a lo mejor te hará llorar, ayer fuí al cine convencida y preparada para ello, y sin embargo, aunque es muy triste lo que le ocurre a ella con lo joven que es no tiene momentos tan intensos como para que llores desconsoladamente, así que eso está muy bien, lo digo porque a veces a algunas personas les recomiéndas alguna película y si es de llorar muchos no están por la labor, como es lógico, porque para sufrir, pocas veces estamos dispuestos. Y las películas de lágrima fácil no me convencen.

Así que esta película es muy bonita, con una historía conmovedora, entretiene y sobre todo satisface nuestras expectativas, por las buenas interpretaciones de Jake y Anne la puntuo con un 7. Aunque eso sí, no creo que este tipo de actuaciones sean para ganar un Globo de oro (ya que están nominados), se valora su buena interpretación pero hay que ser realistas, quizás la que se lo merezca más sea ella, por estar simulando una enfermedad tan grave como es el parkinson, pero para mi gusto no sé si son merecedores del premio...



















En definitiva, la recomiéndo indudablemente. No aburre en ningún momento y siempre se agradece que dos actores tan buenos y con tanto feeling te ofrezcan una gran historía que se haga creíble y acabe conmoviéndote.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada